Header

El partido neonazi NPD de Berlín, excluido de las elecciones generales

La Comisión Federal electoral desestimó hoy el último recurso presentado por esa formación neonazi contra su exclusión, con el argumento de que incurrió en errores formales en la designación de sus candidatos por el distrito berlinés de Reinickendorf-Mitte.

Esta irregularidad hace que se desestime en bloque su presencia para la totalidad de los distritos de la capital alemana, donde han sido admitidos para los comicios veinticuatro partidos.

El NPD es el principal aglutinante de los neonazis de Alemania, aunque sus perspectivas de lograr escaños en el Bundestag (Parlamento Federal) se consideran nulas.

En los comicios de 2013 obtuvo un 1,3 % de los apoyos y para los próximos se le pronostica un porcentaje similar o menor, muy por debajo del mínimo del 5 % necesario para tener representación parlamentaria.

Esta formación está al borde de la bancarrota, después de haber perdido en unos cinco años la mitad de su militancia -actualmente tiene menos de 6.000 afiliados- y los puestos con que contó en algunas cámaras regionales del este del país.

El pasado enero, el Tribunal Constitucional rechazó la demanda de ilegalización contra el partido presentada por la Cámara alta (Bundesrat), por considerarlo demasiado endeble para socavar el orden democrático.

El NPD percibe unos 1,3 millones de euros anuales de las arcas públicas, debido sobre todo a los puestos que aún tiene en consejos municipales, con un total de 360 cargos públicos.

La debilidad de esta formación, fundada en 1964, contrasta con la situación de Alternativa para Alemania (AfD), partido nacido en 2013 empujado por el voto euroescéptico y que con la crisis migratoria adoptó un perfil claramente xenófobo.

AfD se quedó a las puertas de acceder al Bundestag en los comicios de 2013, al situarse unas décimas por debajo del 5 %.

Actualmente cuenta ya con escaños en trece del total de dieciséis cámaras regionales de los “Lánder” y los sondeos le pronostican entre un 7 y un 9 % para las generales de septiembre.

En los últimos meses perdió algo del ímpetu electoral que tuvo en 2015 y 2016, lastrada por sucesivos cismas internos, pero se da por hecho que logrará acceder al Bundestag, lo que hasta ahora no consiguió ninguna formación de ese espectro. EFE

FUENTE: EL TIEMPO

También te puede interesar ...

0

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *