Header

98 femicidios hubo en el 2018 en Ecuador y entes intentan frenarlos

Insultos, amenazas y golpes son los principales detonantes para que las mujeres busquen ayuda con la Policía o en organizaciones para evitar que la violencia crezca y pueda convertirse en un femicidio.

Así lo detalló Annabel Arévalo, coordinadora del Centro Ecuatoriano para la Promoción y Acción de la Mujer (Cepam), que abrió su primera jornada de atención en el 2019 con seis asistencias en casos relacionados con maltrato hacia la mujer.

Según el registro del 2018, en Ecuador ocurrieron 98 casos de femicidios, 13 solo en Manabí. Las últimas muertes se registraron el 31 de diciembre y el 1 de enero.

Una mujer fue apuñalada en Jaramijó, en Manabí, a pocas horas de recibir el 2019; y la mañana del 1 de enero, en el sector Nuevo Israel, en Santo Domingo de los Tsáchilas.

En los casos registrados en el nuevo año en Guayaquil, Arévalo expresó que muchos se dieron por temas de dinero, compra de ropa, o de implementos para la cena, que sirvieron como discusión detonante para las agresiones.

De los seis casos que se han atendido, unos tres son de nuevas agresiones, y otros de seguimiento.

Uno de esos es el caso de Katherine Z., quien fue atacada con un vidrio por su pareja, un policía en servicio activo, el pasado 29 de diciembre, en las calles Décima y la C, suburbio.

Eva T., madre de la víctima, acudió para asesorarse en terapia psicológica y legal. Contó que la pareja de su hija era violento. “Yo siempre le dije, ese hombre es muy violento, te va a matar. El corazón de una madre no se equivoca”, expresó la mujer.

Añadió que la mujer sobrevivió porque su tío se metió a defenderla, y resultó herido.

Otro de los ataques es el de Carmen Herrera, venezolana de 47 años a la que su pareja le lanzó ácido en la cara, cuello y pecho. Ella se recupera en un hospital. El atacante es buscado por uniformados y familiares.

Arévalo añadió que pondrá más énfasis en el ámbito psicológico, y de protección, porque muchas mujeres a pesar de agresiones graves suelen perdonar a sus parejas y regresar.

“Las agresiones son premeditadas. Antes ya hubo un deseo y planificación. Puede ser que en un momento no se dio, pero si se retorna la relación puede existir otra oportunidad”, dijo.

Añadió que las boletas de auxilio son de prevención, y que cualquier caso pueden reportarlo en oficinas por el Mercado Caraguay y la Fiscalía. (I)

FUENTE: EL UNIVERSO

También te puede interesar ...

0

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *