Header

Intermediario se declara culpable en caso Petroecuador en Florida

El caso sobre los sobornos en Petroecuador sigue avanzando en la corte del distrito sur de Florida. Ahora, el asesor financiero Jose Larrea, de nacionalidad estadounidense, se declaró culpable del delito de conspiración para lavar de dinero, de acuerdo con un comunicado del Departamento de Justicia de Estados Unidos.

Larrea, de 40 años y radicado en Miami, fue acusado junto con Frank Roberto Chatburn Ripalda de participar en actividades de lavado de dinero ilícito proveniente de los sobornos pagados por contratos en la empresa pública Petroecuador. Además, Chatburn fue acusado por el gran jurado de ofrecer y pagar sobornos a funcionarios ecuatorianos, violando así la Ley de prácticas de corrupción en el extranjero (Foreign Corruption Practices Act).

De acuerdo con el Departamento de Justicia, Larrea dijo a las autoridades que junto con Chatburn Ripalda y otras personas que viven en Miami participaron en el esquema ilegal de pagos a funcionarios de Petroecuador.

Admitió, añade el boletín, haber participado en un esquema de lavado de dinero al enviar más de $ 1 millón desde su cuenta bancaria personal a varias otras cuentas en Estados Unidos. Esas transferencias se realizaron para “ocultar un esquema de sobornos entre un contratista de servicios petroleros que hizo pagos a funcionarios de Petroecuador, en un esfuerzo para mantener los contratos existenes y conseguir nuevos negocios con Petroecuador”.

Incluso confesó que creó documentos falsos con fechas atrasadas para el contratista de Petroecuador. La audiencia se sentencia se dará el 14 de noviembre en Miami.

Mientras, Chatburn se ha declarado inocente de los dos cargos y en abril pasado pagó una garantía de $ 200.000 por el compromiso de asistir a las siguientes audiencias sobre su proceso. Su juicio comenzará el 15 de octubre.

En la acusación contra Chatburn y Larrea, los fiscales norteamericanos mencionaron a la contratista Galileoenergy, perteneciente a Ramiro Luque Flores y a su esposa, Glenda Marianela Meza Bracho. La compañía era representante de Veolia Enviromental Services UK Ltd. y obtuvo en el 2012 un contrato de Petroecuador por $ 8,8 millones para el tratamiento de residuos de la Refinería de Esmeraldas. Ese contrato inicial lo firmó el entonces gerente, Carlos Pareja Yannuzzelli (ahora encarcelado). Luego de tres acuerdos complementarios, los servicios ascendieron a $ 38,1 millones (más del 300%).

Luque Flores también se ha declarado culpable de las acusaciones, pero su caso se sigue en Nueva York. Dos funcionarios de Petroecuador ya fueron juzgados en Florida. Se trata del coordinador jurídico de la petrolera, Marcelo Reyes López, y el asesor Arturo Alfredo Escobar Domínguez.

Las investigaciones comenzaron a raíz de la publicación de los llamados Papeles de Panamá, que son los archivos del estudio panameño Mossack Fonseca, y cuya revelación estuvo a cargo del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) y un grupo de más de 100 medios alrededor del mundo.

En 2016, EL UNIVERSO reveló los intercambios de comunicaciones que databan de noviembre de 2013, cuando Ramiro Luque Flores le pedía a Frank Chatburn que abriera empresas a nombre de Álex Bravro y Alfredo Escobar. Según los Papeles de Panamá, los pagos para la creación de las empresas salieron de Sentinel Mandate & Escrow Limited, offshore en las Islas Vírgenes Británicas, desde la cuenta número 00218100 en el DMS Bank & Trust, de Islas Caimán.

Sentinel Mandate & Escrow Limited también aparece en las confesiones del director de Odebrecht en Ecuador, Jose Santos, en las que señala que ahí también envió giros para comprar favores de funcionarios ecuatorianos. (I)

FUENTE: EL UNIVERSO

También te puede interesar ...

0

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *