Opinión

El gobierno enclavado en la encrucijada por Antonio C. Maldonado V.

0

Han transcurrido dos semanas desde que se entablo el diálogo con las organizaciones del sector indígena convocado con el Presidente Lic. Lenin Moreno Garcés, interviniendo como mediadores el Delegados de la Conferencia Episcopal Ecuatoriana y el de la O.N.U. con el objetivo fundamental de que arriben a acuerdos para que retorne la paz después de12 días de convulsión.

Concluido el diálogo y llevada a efecto la derogatoria del Decreto Ejecutivo 883, que eliminaba el subsidio a los combustibles, se entró en una nueva fase  para que las partes examinen y lleguen a acuerdos sobre el contenido global del Decreto Presidencial que interesa a los dialogantes; y, que según informan los medios de comunicación colectiva ha llegado a un punto muerto ya que  los directivos de la CONAIE, han manifestado su inconformidad sobre los propósitos gubernamentales de focalizar los precios del diésel y la gasolina, por lo que se sienten defraudados y continuaran sus reclamos, lo que se complica más aun por la investigación de la fiscalía contra el presidente de la CONAIE, Jaime Vargas de crear un ejército indígena.

En igual forma el Frente Unitario de Trabajadores-F.U.T., el más importante organismo sindical de los trabajadores del país, que no fue invitado al diálogo con el señor Presidente, reunión que se llevó a efecto en días anteriores  con otras organizaciones laborales, los dignatarios del F.U.T., han manifestado que suspenden la protesta anunciada para el miércoles 30 de octubre del año en curso en pos del dialogo fructífero a fin de ser atendidos por el Ejecutivo y la Asamblea Nacional en sus reclamos y justas  aspiraciones postergadas indefinidamente por dichas funciones del estado.

Cabe recordar, en el primer diálogo para restablecer la paz, el Delegado de la ONU, con exceso de entusiasmo, planteó a las partes que se requiere consensuar acuerdos definitivos en el plazo de 48 horas, lo que no fue aceptado por los asistentes y como estamos observando se trata de una tarea que llevará mucho tiempo; mientras tanto sigue fermentando el descontento popular que nuevamente puede estallar por falta de solución al problema económico y la galopante desocupación en todos los niveles.

Es muy preocupante que en el conflictivo momento que atravesamos la posición del Ejecutivo y sus ministros prácticamente declaran la guerra a los adinerados, esto es, a los ricos para que ellos paguen los impuestos y no los pobres; en este sentido nadie va querer ser rico sino pobre incluidos los emprendedores cuya meta es ser ricos, para salir de la pobreza y elevar el nivel de vida, por otra parte como se determina la riqueza de una persona para el pago de tributos, si muchos tienen sus cuantiosos caudales en el exterior.

Todos esperamos acertadas soluciones, que sean en firme, debidamente consensuadas para no perder el tiempo en reformas insubstanciales que a nada conducen.

 

Radio Luz y Vida

Adolescentes del Senderos de Alegría recibieron la confirmación

Previous article

Se amplía horario para obtener certificados de votación

Next article

You may also like

Comments

Comments are closed.

More in Opinión